jueves, 4 de octubre de 2007

Vendetta.

Llevo casi dos días postrado en una cama. El malestar que me acompaña es insoportable. Todos los músculos de mi cuerpo se tensan de dolor con cada movimiento que hago bajo las sábanas. No puedo casi respirar por la nariz, hinchada y deformada. Los ojos inyectados en sangre me escuecen como endiablados limones cada vez que los abro. Mil gotas de sudor frío nacen sobre mi frente y se deslizan por mi espalda. Agonizo...

El culpable de todo esto lo pagará caro. Lo que él no sabe, lo que ese pequeño cabrón no sabe, es que tengo una foto suya, y la próxima vez que lo vea, estaré preparado.



3 Comentarios:

Ibra on 10/04/2007 5:28 p. m. dijo...

e preocupare, este cabrón saldrá rapido

Reena on 10/05/2007 12:26 a. m. dijo...

La cosa es que el c*bron se disfraza todos los años y no es muy seguro que tu plan lo atrape...

Ánimo :) qué rápido la has cogido este año!

Pedro D. Herrera on 10/05/2007 8:49 p. m. dijo...

Espero que te mejores!! Venceras a ese cabron!!!

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

RSS

Recibe las novedades en tu E-Mail:

o suscríbete al RSS con tu Lector de Feeds habitual

 

Los números

Top Blogs canarias

Look Closer Copyleft © 2006 | Plantilla modificada por Miguel Mora a partir de un diseño de Ipietoon para Free Blogger Template

Esta obra y su contenido están bajo una Licencia Creative Commons